Los PMI o Índices de Gestores de Compras, en especial del sector serviciosLos índies de gestores de compras son un indicador infalible empleados en el sector financiero y con los que se puede anticipar lo que ocurrirá a nivel económico. Dentro de estos índices, mucho más infalibles a la hora de augurar situaciones económicas que los propios economistas, el del sector servicios es el más importante dentro de la economía occidental. Y hoy en día, en el sector español este índice se sitúa en niveles de 56, lo que implica un crecimiento económico que se aproxima al 3% en nuestro paí confianza adecuada en el consumoA pesar de que en España la confianza de los consumidores cayó estrepitosamente durante el primer trimestre del año, no lo hizo de igual manera el consumo, que se ha situado a principios de 2016 en niveles históricamente altos y cuyo crecimiento se ha ido repitiendo durante el segundo trimestre del año. La tendencia al consumo está al alza, y esta situación parece estar directamente relacionada con un mercado laboral algo más activo que lo que hemos visto durante los últimos añ crecimiento del mercado laboral a pesar de su inestabilidad y corta duraciónA pesar de la situación tan desequilibrada en lo que a empleo se refiere, y a pesar de tratarse de contrataciones completamente temporales, el mercado laboral sigue al alza, tal y como demuestran los datos obtenidos respecto a paro y afiliación a la seguridad social, dentro de nuestro país, durante los meses de abril, mayo y junio.

Este crecimiento augurar un aumento del Producto Interior Bruto (PIB). La conclusión es sencilla: si siguen generándose nuevos empleos el consumo seguirá activándose y creciendo y, generando de esta manera, más riqueza y aumento laboral y de inversión cada vez más fuerte de las empresas españolasGracias a unas condiciones de financiación relativamente ventajosas y a una demanda bastante sostenible, las empresas españolas, a diferencia de otras occidentales, aumentan sus inversiones, lo que genera el desarrollo de nuevos puestos de trabajo, que, genera a su vez, el tan deseado consumo y, que igualmente, provoca un aumento de las inversiones. Esto provoca una especia de círculo de bonanza económica en el que parece ser que en España se encuentra actualmente este motivo, a pesar de la situación económica tan inestable, el panorama general parece augurar un buen crecimiento económico en nuestro país durante el año en curso y el próximo 2017. En este sentido, los políticos deberían de preocuparse de la gestión de los riesgos a medio para incrementar estas subidas y este atractivo crecimiento económico.